Comparten mi camino...

13 marzo 2011

El Perdón

Hoy me gustaría hablar el tema del perdón… no lo he tocado en el blog y la verdad es algo tan importante para nuestras vidas, y muchas veces he visto, a través de amigos, familiares, en mí misma y hasta en mi labor como consultora, que ha sido la causa principal de muchos inconvenientes para establecer un equilibrio interno y seguir desarrollándonos como seres espirituales, cuando digo, espirituales no lo estoy diciendo que tenemos que ser de una u otra religión para practicar el perdón, lo digo en el sentido como seres en constante evolución en todos los aspectos humanos que tenemos para crecer.

Cuantas veces nos vimos involucrados en una situación compleja y por una u otra causa todo quedó inconcluso y no supimos ir más allá de lo que deseábamos, arreglar esa situación y perdonar. 

Pero más allá de ciertas situaciones, lo primero que necesitamos para perdonar al otro, es perdonarnos primero a nosotros mismos, quizás para algunos les suene hasta ridículo, pero les digo que esta es la clave. Obviamente saltará nuestro ego y les dirá: pero cómo? Si soy yo el ofendido…si es a mí a quien se le hirió…si fue a mí al que hicieron sentir mal… y muchos más interrogantes aparecerán, pero les repito, el perdón siempre va de la mano , primero, desde nuestro interior y después hacia la persona o situación en conflicto.
Perdonarnos a nosotros mismos es ir más allá de los juicios y las percepciones que nos limitan y nos encierran en la inseguridad.
Seguramente a muchos de ustedes les ha resultado fácil perdonar; otras, el perdón ha sido una decisión muy valiente...
Tanto en un caso como en el otro, siempre nos proporcionó más paz en el corazón. Siempre nos liberó, nos hizo más felices y libres para continuar por nuestras vidas aprovechando la experiencia y creando mejores relaciones y situaciones para no volver a equivocarnos.
Yo creo que nadie desea realmente vivir con rabia, rencor, vergüenza,dolor,incertidumbre ni culpa. 
Sin embargo, a través de mi experiencia como terapeuta he recibido pacientes, en donde la opción del perdón era algo como poco factible, ya sea por cuestiones personales y hasta culturales, es más, algunas personas no habían tenido en sus hogares la práctica ni la enseñanza de que se podía sanar las emociones a través del pedón como recurso más que positivo, tanto para sanar relaciones difíciles y para encontrar muchas veces la paz que necesitaban, el no poder perdonar nos hace la vida más compleja, tejemos en nuestra conciencia muchas variantes poco prácticas y de a poco nos vamos alejando de lo primordial: perdonarnos por no poder ver más allá de lo que la situación nos está mostrando y después tener la capacidad de arreglarlo a través del maravilloso acto de perdonar a quien nos lastimó o perjudico de alguna u otra manera…
Pero también les cuento que hay otra respuesta del porque a muchas personas les cuesta perdonar: nuestra cultura occidental moderna, durante demasiado tiempo consideró al perdón como una responsabilidad casi exclusiva de las instituciones religiosas, así que, de alguna manera esto permitió que muchas veces las personas se hayan encontrado en una disyuntiva y optaron por dejar la situación en stand by…
Si nos decidimos a perdonar, nos liberaremos de la carga de continuar siendo una víctima para siempre, y de esta manera poder disfrutar de la vida actual plenamente y con libertad. 
Si nos animamos a perdonar iremos más allá de cualquier justificativo que le pondremos a dicha situación en conflicto, a lo largo de mi experiencia personal y profesional llegué a la conclusión de que el perdón, no pasa por perdonar así nomás, algunos lo toman como que no hay otra opción, o para sacarse el conflicto de encima o incluso, para quedar bien socialmente, y nada de esto tiene que ver con el verdadero perdón que se experimenta, cuando es realmente sentido…el tema principal es sin lugar a dudas, ser plenamente conscientes que la energía liberadora que se desencadena es mucho más fuerte que el problema en sí, aunque les parezca imposible de creer…
Si por el contrario, no nos animamos, no queremos o simplemente es una estrategia de nuestro ego que nos impide perdonar, causará en la mayoría de las personas muchos más sentimientos de rabia,rencor, culpa, impotencia y vergüenza, que se estancan emocionalmente dentro nuestro perdiendo nuestro poder absoluto para llevarlo a cabo...
Bueno, aquí termina este post, espero que les haya gustado y los invito a que hagan la prueba, si todavía no te animaste a perdonar y liberarte de ese peso y transformarte en un ser más pleno, encuentra la manera de hacerlo, porque siempre está la oportunidad, sólo hace falta decidirnos y cerrar capítulos en nuestras vidas que han quedado inconclusos y darnos el permiso de ser aún, más felices!


Hasta nuestro próximo encuentro y que tengan un bonita semana!
Con mucho cariño...
Clau

14 comentarios:

Carmen Rosa dijo...

Si fuéramos conscientes de cuánta carga se libera cuando perdonamos, sería más fácil probablemente. El perdón nos sana , nos libera, es un acto de amor a nosotros mismos. Buen post CLAUDIA, te felicito por tocar el tema que probablemente ayudará a muchas personas..
Un abrazo.

Sony dijo...

hola amiga,que gran tema tratamos hoy porque el perdon es fundamental para crecer como personas,si no perdonamos eso dentro nuestro se transforma en rencor y con el rencor hay que llevar mucho ciudado porque muchas veces hasta se puede transformar en nuestro cuerpo en alguna enfermedad y eso no es bueno.
debo decirte que nunca me ha resultado dificiel el perdonar,porque me considero una persona inperfecta y quizas en algun momento de mi vida sin siquiera saber que pude herir a otros esas personas tambien me perdonaron y por eso siempre perdono desde el corazon y eso me evita a no guardar rencor dentro de mi.
dice una refelxion que perdonar es de almas grandes.

te dejo un abrazo inmenso amiga y te deseo una maravillosa semana para ti y tu familia!!!!!!!

Jabo dijo...

Muy instructivo y reflexivo este post. Felicidades!
Cuando perdonamos... nos liberamos a nosotros mismos. Somos nosotros quien más ganamos perdonando.
Abrazo. Jabo

Clau dijo...

Carmen, gracias por tu comentario, es para mi mas que valioso y entre todos ponemos nuestra intención de ayudar y mostrar que todo es posible cuando de verdad queremos un cambio en nuestras vidas...
besosss

Clau dijo...

Sony... que puedo decirte amiga...siempre presente aquí y en mi vida...gracias por estar aportando lo tuyo,y con respecto al perdón,coinicidimos también.
besos y abrazos gigantes,nos hablamos por el mail, como siempre!

Estrella Altair dijo...

Hola Clau, estoy mas que de acuerdo, perdonar alivia mas al que perdona que al perdonado y garantiza felicidad..

no hay duda..
Saludos

Humberto Dib dijo...

Hola, Claudia, estoy visitando espacios que suelo ver en los blogs de amigos, el tuyo aparece en uno de ellos. Me pareció muy bueno, así que voy a quedarme por aquí como seguidor.
Si tienes ganas, te invito a pasar por el mío.
Un saludo desde Argentina.
Humberto.

www.humbertodib.blogspot.com

tv-r4 dijo...

hola como estas queria felicitarte por tu blog ns vemos y te deseo la mejor de tus surte

Clau dijo...

Hola Humberto y bienvenido al blog! gracias por seguirme y ya pasé por tu espacio, me gustó mucho,de verdad asi que te visitaré seguido,me quedé enganchada leyendo los post que armas,te felicito,un abrazo grande y que empieces la semana con todo!

Clau dijo...

Gracias Estrella por tu valiosa opinión, paso a saludarte por tu blog también...un abrazo grande!

Virgini@ dijo...

Uff k dificil se me hace... juro k lo intento pero no lo logro, es mucho el daño y borrarlo, no puedo...
Me gustaría komparir mi entrada kontigo: http://virginia-eldiariodemam.blogspot.com/2010/09/madre-lo-siento-no-te-entiendo.html
Bss :D

Clau dijo...

Gracias Virginia por hacerte un ratito de tu tiempo y dejar tus palabras.Ya leí la entrada que me sugeriste y te deje un comentario,cuando puedas léelo,soy de escribir mucho, así que me contuve porque sino más que un comentario, se iba a parecer a una carta:)) Me encanta tu sitio y te sigo,jejeje

Anónimo dijo...

Hola: es la primera vez que entro a esta pagina me intereso el tema del perdón es dificil perdonar a las personas que me han hecho sufrir me traicionaron y decidieron tener un hijo esto me ha hecho sufrir mucho y por el momento no puedo perdonarlos me gustaria tener mas comunicación con usted. y doy gracias a DIOS POR QUE EXISTEN PERSONAS TAN ESPECIALES COMO USTED.

Anónimo dijo...

hola necesito consejo pq me es dificil perdonar y mas cuando es una traicion